martes, 25 de marzo de 2008

Mal tiempo...

Bueno, pues desde hace varias semanas, a medida que se acerca el fin de semana, vamos pensando a donde ir, pero, una vez que llega el día, el mal tiempo nos echa atrás. Y es que, si hay algo desagradable para pasar el día en la calle paseando en bici, es el viento. Afortunadamente, las previsiones para este fin de semana parecen buenas, así que habrá que ir pensando en un destino: ¿León, Ávila, Zamora?

Pero siempre hay algo que contar. Por ejemplo, que este mes he cambiado de ubicación en el trabajo, y una vez más volví a mi sufrimiento de "¿me dejarán meter la bici?". Me armé de valor, y aproveché el día del traslado para preguntar al vigilante de la entrada si habría algún problema en subir una bici plegada, que no abulta apenas nada... Y él, socarrón, me pregunto: "¿lleva bomba?". En fin, será porque es otra empresa de seguridad, será porque son otras personas, será porque es otro ambiente, será por las privilegiadas vistas al Campo Grande... el caso es que no me han puesto pero alguno, y además alguno de ellos se ha interesado por la Dahon. Por cierto, en la foto posa sin saberlo Alberto, que no está dormido, está meditando...

También quiero contar, que este fin de semana, mi compañero Ramón y su futura "santaesposa" Irma, se fueron a Pamplona.

El pobre Ramón ya ha tenido que soportar mis rollos sobre la Dahon, y supongo que algo le habrá contado a Irma. El caso es que ambos dos vieron llegar una bicicleta, de un color nada discreto, de la que al bajarse su dueño, levantó el sillín y la rueda se replegó. Como parece que Ramón me escucha a veces, recordó que eso era algo que le había contado de una bici que era muy buena.

Efectivamente, se trataba de un Brompton, y tuvieron el detalle de hacerme una foto, aún viendo que el dueño que les miraba con desconfianza... Afortunadamente, el dueño de la bici, cuando le contaron la historia, estuvo encantado de que admiraran su Brompton. Por cierto, el sillín es ni más ni menos que un Brooks.

Por último, aprovecho la ocasión para saludar a los afortunados Pili y David, que en estos momentos estarán disfrutando de Lisboa, preciosa ciudad, aunque poco apropiada para la Dahon: un tráfico demasiado loco, bastantes desniveles, un firme tan bonito como irregular... Creo que ya hace demasiado que no vamos, así que habrá que volver este verano, aunque nos dará pena no llevar las Dahon.

4 comentarios:

Isra dijo...

Wenas,
Sin duda dos sitios para visitar Lisboa y Pamplona.
22 días entre post...uhmm!!
¿estamos perdiendo el entusiasmo?

Ale, a currar lo justo ;o)

Roberto Santana dijo...

Hola! no sabía que habías cambiado de ubicación, ya me contarás...

Yo estuve en Ávila hace un par de semanas con unos amigos a buscar uno de estos y está bastante bien, y se come muy bien también... aunque hacía un aire huracanado...

Oscar dijo...

Como dice Isra.. parece que has perdido la fuerza del blog.. como lo actualices menos va a ser semanal, y no se si es por falta de ganas, o de viajes.
Y lo del mal tiempo es relativo.. todo es ponerle cadenas a la bici :-D

Anónimo dijo...

Pues si efectivamente. Afortunados. Lisboa es una ciudad espectacular. No es para hacerla en bicicleta... pero es para verla varias veces.
Bye.

Made on a Mac